Banner principal (agosto 2012)

Vitoria-Gasteiz apoya la contratación de personas desempleadas con ayudas de hasta 9.900 euros

El Ayuntamiento, en colaboración con Lanbide, flexibiliza los requisitos para llegar a más empresas

Declaraciones Igor Salazar

Las empresas o entidades ubicadas en Vitoria-Gasteiz que contraten a personas desempleadas pueden disfrutar de ayudas de entre 1.500 y 9.900 euros impulsadas por el Ayuntamiento de Vitoria y Lanbide, el Servicio Vasco de Empleo. La línea de subvenciones se enmarca dentro de la estrategia de colaboración interinstitucional para impulsar las políticas activas de empleo y el Consistorio ha flexibilizado este año los requisitos “con el fin de incentivar los contratos y beneficiar a colectivos vulnerables”, según ha explicado este miércoles el concejal de Empleo, Igor Salazar. El edil ha animado al tejido económico local a “aprovechar esta oportunidad” y ha remarcado tres características del programa: tiene un carácter retroactivo porque acepta contratos realizados desde el pasado verano —en concreto, desde el 1 de julio de 2020—; a diferencia del año pasado carece de limitaciones en el número de subvenciones por empresa —el año pasado el máximo era de tres ayudas—; y la duración mínima de los contratos es de tres meses —frente a los seis meses que se reclamaban en el anterior ejercicio—. Las solicitudes pueden entregarse en los centros cívicos, en las oficinas municipales de San Martín y vía online, a través de la sede electrónica del Ayuntamiento.

Salazar ha recordado que la crisis sanitaria “ha empeorado de forma significativa” las condiciones del mercado laboral, por lo que el Servicio de Empleo se ha volcado en hacer frente al nuevo contexto económico. El primer gran hito fue la aprobación del presupuesto de 2021, en el que más de la mitad de la cuantía asignada al Departamento de Promoción Económica se destina a empleo. El segundo ha sido la puesta en marcha de las ayudas a la contratación en colaboración con Lanbide, que se han adaptado a la nueva situación.

Este programa económico dirigido a incentivar la contratación de personas desempleadas inscritas en las listas de Lanbide está dirigido a empresas, autónomos o asociaciones que desarrollen su actividad en Vitoria-Gasteiz. La duración mínima de los contratos es de tres meses con una jornada mínima del 50% y el periodo máximo subvencionable es de seis meses. El importe de la ayuda dependerá del tipo de contrato y de si beneficia a colectivos con dificultades de inserción laboral. De entrada, la subvención oscilará entre 1.500 y 9.000 euros teniendo en cuenta que se valorará la contratación a jornada completa de parados de larga duración, mayores de 55 años, menores de 35 y perceptores de RGI. Como novedad, todas las cuantías se incrementarán un 10% si se contrata a mujeres. “Esto es fundamental para nosotros, porque esta crisis ha afectado más a las mujeres y necesitan de políticas públicas que generen nuevas oportunidades”, ha indicado el concejal. Con todo, si una empresa contrata a una empleada que trabaja a jornada completa durante al menos seis meses, recibirá el importe máximo del plan de ayudas: 9.900 euros.

Salazar ha indicado que 7.000 empresas y entidades de la ciudad conocen las bases de las ayudas a través de los boletines del Departamento de Promoción Económica y ha recordado que Vitoria-Gasteiz podrá disponer de hasta 3,4 millones de Lanbide para abonar estas subvenciones, una cifra superior a la de otros ejercicios “y que nos garantiza la posibilidad de atender las solicitudes en un momento de incertidumbre”. El programa subvencionará las contrataciones realizadas entre el 1 de julio de 2020 y el 1 de abril de 2021, aunque el periodo subvencionable finalizará el próximo 30 de junio. En el anterior plan (2019-2020) el Ayuntamiento registró 121 contrataciones que supusieron la adjudicación de 861.000 euros en ayudas.

Share

El Ayuntamiento saca a concurso la contrata de limpieza con mejoras respecto a la última licitación

 

Aspira a que el nuevo servicio comience a principios de 2021

 

Audio Gorka Urtaran

El Gobierno Urtaran ha aprobado hoy el expediente de contratación del servicio de limpieza pública urbana, recogida y transporte de residuos urbanos, una vez se ha reactivado en el mes de junio la posibilidad de la administración para contratar, tras el paréntesis que marcó la crisis sanitaria en todo el Estado.

El contrato que hoy se ha retomado salió a licitación hace poco más de un año, incluyendo dos lotes: el que hoy se vuelve a sacar a contratación y quedó desierto y otro (la gestión de biorresiduos y compostaje individual) que ya fue adjudicado.

Los pliegos hoy aprobados son muy similares a los que se publicaron en 2019, si bien se han incorporado una serie de mejoras en los servicios a prestar y clarificaciones para intentar evitar que las empresas que opten cometan errores en la presentación de las ofertas como los que obligaron a declararlo desierto. El Ayuntamiento aspira a que la contrata que resulte adjudicataria pueda comenzar sus servicios a principios de 2021.

Entre las mejoras incluidas destaca la adquisición e instalación de 200 papeleras selectivas para que Vitoria-Gasteiz  disponga en sus sitios más concurridos de separación selectiva en las papeleras; una previsión de adaptación del servicio a un hipotético caso de emergencia; la obligación de incorporar contenedores de envases con llaves para grandes productores y se exige también la accesibilidad universal de todos los contenedores de recogida -incluidos los contenedores de orgánica que irán cerrados con un chip- entre otras mejoras de servicio.

Los pliegos del servicio de limpieza viaria y recogida de residuos urbanos plantean un contrato con una duración de cuatro años (prorrogable por uno si ambas partes así lo acuerdan) que permitirá dar un salto de calidad en el servicio y aumentar la tasa de reciclaje en Vitoria-Gasteiz.

Para ello, en las condiciones previstas ya el año pasado se decidió incorporar mejoras como que la empresa adjudicataria deberá realizar su trabajo con nuevos vehículos y contenedores, incrementará los servicios los fines de semana, instalará ‘chips’ en los contenedores que, a medio plazo, abrirán la posibilidad de identificar y premiar fiscalmente a las personas que reciclan.

Además, el Consistorio dispondrá de más medios humanos y materiales ya que aquellos servicios que hasta ahora no han sido del todo satisfactorios como la recogida de voluminosos y la limpieza de alcorques, sumideros y fuentes los realizarán empresas especializadas, al margen de esta contrata.

 Más exigentes con la nueva contrata para una ciudad más limpia

 La limpieza va a ser mejor y la ciudad va a mejorar el índice de reciclaje”, destaca el concejal de Planificación y Gestión Ambiental, César Fernández de Landa, que explica que con el nuevo contrato “exigimos nuevas inversiones al adjudicatario. Por ejemplo, deberá invertir 650.000 euros al año en contenedores. Además, hay que tener en cuenta que, a pesar de que se van a sacar algunos servicios del contrato principal, se va a mantener a todo el personal. También se ha eliminado la revisión de precios anual, con lo que durante los cuatro años el Ayuntamiento abonará la misma cantidad a la empresa adjudicataria”, detalla Fernández de Landa.

El nuevo contrato sale a licitación con un precio de casi 27 millones de euros al año.

Con la nueva contrata se exigirán nuevos medios materiales: contenedores (se sustituirán los 947 que tienen más de 4 años y se adquirirán 78 de envases, 376 de papel y cartón y 854 de materia orgánica), cerraduras electrónicas y medidores volumétricos de llenado de contenedores. También se adquirirán 90 nuevas bocas ‘tipo panera’ para los contenedores de recogida neumática.

En el apartado de la limpieza viaria además, se incrementará el personal de limpieza en domingos y festivos, se crearán equipos polivalentes (capaces de realizar las labores de calles, jardines, papeleras o juegos infantiles), y se reforzará el lavado con agua a presión con más hidrolimpiadoras (en vez de baldeos).

En relación a la recogida, se incrementarán desde las 700 actuales a 1.200 las islas de recogida con los cinco contenedores (cartón, envases, vidrio, resto y orgánica con chip). A través de los contenedores con chip, se logrará identificar a las personas usuarias y, a futuro (una vez que la normativa fiscal lo permita), poder primar a quien recicla la materia orgánica.

El modelo de recogida estará adaptado a cada zona. En el caso de los barrios con recogida neumática (Salburua, Zabalgana, Ibaiondo y Casco Medieval), se completará el sistema con contenedores. Los comercios y la hostelería seguirán teniendo servicio a demanda.

 

Share

El Gobierno Municipal destina 2,7 M€ para la compra de 1.900 ordenadores mediante la fórmula de renting y el mantenimiento de material informático

La Junta de Gobierno Municipal ha aprobado hoy el expediente de contratación para la adquisición de 1.900 ordenadores mediante la fórmula de renting. El Ayuntamiento reserva 2,7 millones de euros a este contrato con el que quiere renovar gran parte de los ordenadores de la red municipal en los que, debido a su antigüedad, no se puede actualizar el sistema operativo.

Esta licitación pública para la renovación de equipos incluye CPU´s con teclado y ratón para los puestos de trabajo del personal municipal así como equipos All-in-one que sirven de consulta para uso de la ciudadanía en los centros cívicos.

El objeto del contrato es básicamente:

  • La renovación de al menos 1.900 puestos de trabajo para adaptarlos a las prestaciones requeridas por las nuevas versiones del sistema operativo y de otros programas, en lo que se refiere, sobre todo, a mayor memoria y espacio en disco.
  • Disponer de los servicios para la gestión de los mantenimientos y de las garantías de las nuevas CPU´s.
  • Disponer de los servicios para la gestión de los mantenimientos y de las garantías para el resto de equipamiento registrado en el inventario municipal correspondiente a las CPU´s actuales que siguen siendo válidas, así como de los periféricos asociados a las mismas (impresoras, plotters, monitores escáneres, etc.)
  • Disponer de asistencia técnica para la resolución de incidentes y peticiones, instalación de productos y dispositivos, sustitución de nuevos equipos, etc.

La duración del contrato será de CINCO AÑOS.

Share

El Gabinete Urtaran aprueba la instrucción para la contratación socialmente responsable y sostenible del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz

La Junta de Gobierno Local ha aprobado esta mañana la Instrucción para la contratación socialmente responsable y sostenible del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz. Este documento, en cuyo borrador se venía trabajando desde finales del año pasado, obtiene así el visto bueno definitivo y, a partir de ahora, los departamentos municipales deberán ponerlo en práctica y garantizar su aplicación efectiva.

La Instrucción para la contratación socialmente responsable y sostenible permitirá al Ayuntamiento dar un importante paso adelante respecto a las cláusulas sociales que se usaban hasta ahora. Para ello, se incorporan criterios de género, comercio justo y sostenibilidad medioambiental a los que se venían planteando para mejorar los procesos de adquisición de bienes o adjudicación de obras y servicios.

La contratación socialmente responsable y sostenible, una de las líneas estratégicas del Gabinete Urtaran, se implantará tanto en el Ayuntamiento como en las diferentes sociedades municipales y amplía las posibilidades generar empleo digno y de calidad.

“Hoy abrimos un nuevo camino en la contratación municipal. Un camino hacia una contratación más justa, más integradora, más igualitaria, más ética y más comprometida con el medio ambiente y la mejora de las condiciones del empleo femenino. De este modo, avanzamos de cara a un mejor modelo económico basado en el bien común y marcamos la línea a seguir al tejido empresarial del municipio”, ha señalado el alcalde de Vitoria-Gasteiz, Gorka Urtaran, que ha agradecido el papel de técnicos municipales y agentes sociales en todo el proceso que ha llevado a la aprobación de la Instrucción.

La implantación de la Instrucción en la contratación municipal contempla labores de difusión y formación de la plantilla del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz. También se trasladará la Instrucción a las empresas contratistas, Centros Especiales de Empleo, Empresas de Inserción y Entidades sin ánimo de lucro. Paralelamente, dentro del sistema municipal de contratación se adaptarán el soporte informático y los modelos de pliegos de condiciones. Otros recursos que ayudarán en este proceso serán un manual de uso y de información pública y una aplicación informática.

Todas estas tareas se llevarán a cabo a través de un Plan de Contratación y Compra Socialmente Responsable y Sostenible que reflejará las cuatro grandes áreas de intervención: la social (integración laboral, inclusión social, economía social, igualdad de mujeres y hombres, criterios lingüísticos, mejora de condiciones de trabajo para personas en situación de vulnerabilidad) la de género (acceso de la mujer al mercado laboral, salud laboral de las mujeres, conciliación, lucha contra el acoso, equilibrio en la toma de decisiones), la de comercio justo (criterios de Compra Pública Ética e introducción de productos de Comercio Justo en las compras) y la medioambiental (requerimientos y cláusulas de contratación para la reducción del impacto ambiental durante el ciclo de vida de la mercancía, obra o servicio).

 

La Instrucción para la contratación socialmente responsable y sostenible se aplicará desde el mismo momento en que se inicie un expediente de contratación, añadirá prescripciones técnicas al objeto del contrato, incorpora la figura del contrato reservado y define con mayor concreción los criterios de adjudicación en los diferentes ámbitos (social, medioambiental, etc.)

Share

El Ayuntamiento adelanta la inclusión de cláusulas sociales en los contratos

El Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz no va a esperar al 1 de noviembre para iniciar la instrucción sobre las cláusulas sociales en la contratación. Hoy mismo se ha dado salida al contrato de mantenimiento de zonas verdes, con un presupuesto de 3,6 millones de euros, para que haya un porcentaje de la contratación con criterios de naturaleza social en los pliegos de condiciones, cláusulas administrativas y prescripciones técnicas.

Leer más…

Share