Banner principal (agosto 2012)

Entra en vigor la nueva modalidad que sustituye las ayudas económicas por prestaciones no económicas para cubrir las necesidades de alimentación en Vitoria

El objetivo del Ayuntamiento es garantizar que las ayudas municipales se destinan a cumplir este fin

Desde el 1 de abril, 151 familias acceden ya a productos de alimentación e higiene a través de la Tarjeta Municipal Ciudadana en la cadena de supermercados Simply

Ayuntamiento y Simply han firmado esta mañana un convenio de colaboración

Desde el pasado 1 de abril está en marcha en Vitoria el nuevo modelo de gestión que sustituye las ayudas económicas para cubrir las necesidades de alimentación por la Tarjeta Municipal Ciudadana (TMC). Con esta modalidad, que aprovecha el desarrollo de las nuevas tecnologías, el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz quiere mejorar la eficacia de las ayudas sociales mediante una mejor gestión y control de las mismas, es decir, “que las ayudas lleguen a quienes realmente las necesitan, se destinen a su fin y cubran las necesidades de alimentación de las familias en nuestro municipio”, explica la concejala de Asuntos Sociales y de las Personas Mayores, Ainhoa Domaica.

Ahora, los titulares de ayudas de alimentación en Vitoria, en lugar de recibir dinero, disponen de crédito (la cuantía económica correspondiente a la prestación) en la Tarjeta Municipal Ciudadana (TMC) para poder acceder a productos de alimentación e higiene básicos en una cadena de supermercados. Por este motivo el Ayuntamiento y Simply han firmado un convenio esta mañana con el fin de “establecer los mecanismos de colaboración necesarios para que las personas beneficiarias puedan hacer un uso rápido y eficaz del importe de la ayuda concedida”, reza el convenio.

“Es posible cubrir las necesidades de alimentación de las familias y trasladar a la ciudadanía un mensaje nítido y claro de que desde el Gobierno municipal se ponen todos los medios necesarios para garantizar el buen uso de las ayudas municipales, que con tanto esfuerzo financian los vitorianos, para que lleguen a las familias que realmente las necesitan”, ha valorado la concejala, acerca del nuevo sistema que, además, sirve para “normalizar” esta prestación a través del uso de la TMC.

A fecha de 2 de abril, 151 personas familias disponen ya de la TMC para efectuar estas compras. El número de compras realizadas asciende a 177, de las cuales 73 se realizaron el día 1 de abril y 104 en el día de ayer. 

 

Convenio con Simply

El Ayuntamiento ha alcanzado este acuerdo con Simply hasta el 31 de diciembre del 2014 con posibilidad de prórroga, puesto que esta cadena de supermercados dispone ya de la herramienta informática necesaria para desarrollar esta nueva modalidad de gestión de las ayudas municipales de alimentación.

“Hemos desarrollado un sistema informático para colaborar con el Ayuntamiento con el espíritu de prestar un servicio a los ciudadanos”, ha explicado esta mañana la Responsable de Comunicación Externa
y Desarrollo Sostenible de supermercados Simply, Cristina Joven, durante la presentación del acuerdo alcanzado. Esta cadena cuenta con 10 supermercados en al ciudad de Vitoria, según ha anunciado Joven.

No obstante, cualquier establecimiento de alimentación radicado en Vitoria-Gasteiz que tenga interés en colaborar con el Ayuntamiento sumándose a esta iniciativa tiene la posibilidad de acogerse a la misma hasta el 31 de diciembre de 2.014 previo cumplimiento de los requisitos establecidos en la convocatoria que con fecha 17 de marzo de 2014 fue publicada en el BOTHA. De hecho, es intención del Ayuntamiento publicar anualmente esta convocatoria con el fin de garantizar la libertad de concurrencia.

 

Modelo pionero en Vitoria-Gasteiz

El Ayuntamiento puso en marcha el pasado mes de marzo una prueba piloto del nuevo modelo, pionero en Vitoria-Gasteiz, en dos establecimientos de la cadena con cinco beneficiarios de prestaciones de alimentación. La experiencia sirvió “para verificar que el sistema de comunicación informática entre la cadena Simply y el Ayuntamiento funciona correctamente”, ha explicado la edil.

En este nuevo escenario, una persona sola seguirá acudiendo como hasta ahora al comedor social. En el caso de que por causas justificadas no pudiera acudir al mismo, la novedad radica en que se le tramitaría la TMC con un importe de 270 euros para que pudiera cubrir su necesidad de alimentación a través del acceso a productos de alimentación e higiene en la red de supermercados Simply de Vitoria-Gasteiz.

Esta nueva filosofía en la que descansa el nuevo modelo de gestión afecta sobre todo a los casos de ayudas municipales de alimentación dirigidas a dos, tres o más personas. Hasta ahora, en estos casos, el Ayuntamiento abonaba el dinero. Sin embargo, desde el pasado día 1 de abril, a las unidades familiares formadas por dos miembros se les concederá un crédito 420 euros en la TMC, y de 570 euros cuando haya tres o más personas.

El Ayuntamiento destinó en 2013 para cubrir necesidades de alimentación un total de 2.424.971,90 euros, incluidas las prestaciones económicas para alimentación (que llegaron a 482 unidades familiares), vales de supermercado y el comedor social.

Share

El Ayuntamiento de Vitoria sustituye las ayudas económicas por prestaciones no económicas para cubrir las necesidades de alimentación

Los titulares de estas ayudas en Vitoria podrán comprar desde ahora productos de alimentación e higiene en una cadena de supermercados a través de la Tarjeta Municipal Ciudadana

“Ponemos todos los medios a nuestro alcance para garantizar que las ayudas llegan a quienes las necesitan y expulsar del sistema a quienes se aprovechen perjudicando a quienes de verdad las precisan”, ha explicado la concejala Ainhoa Domaica 

El Consistorio también adecúa los importes al gasto medio en alimentación

“Hasta ahora se ha venido dando un importe que superaba los gastos de alimentación”

El Gobierno de Vitoria ha decidido sustituir las ayudas económicas por prestaciones no económicas para cubrir las necesidades de alimentación, aprovechando el desarrollo de las nuevas tecnologías. El fin es, en última instancia, mejorar la eficacia de las ayudas sociales mediante un mayor control de las mismas, es decir, “que las ayudas lleguen a quienes realmente las necesitan y cubrir las verdaderas necesidades”, ha dicho la concejala de Asuntos Sociales y de las Personas Mayores en Vitoria, Ainhoa Domaica, durante la presentación del nuevo modelo. De ahí que, a partir del próximo 3 de marzo, los titulares de prestaciones de alimentación en Vitoria, en lugar de recibir el dinero, dispondrán de crédito (la cuantía económica correspondiente a la prestación) en la Tarjeta Municipal Ciudadana (TMC) para poder pagar con ella productos de alimentación e higiene básicos en una cadena de supermercados de la ciudad con la que el Consistorio ha alcanzado un acuerdo.

“Es necesario prestigiar los servicios sociales y la gestión que se hace del dinero público, desde el Ayuntamiento ponemos todos los medios a nuestro alcance para garantizar que las ayudas llegan a quienes las necesitan y expulsar del sistema a quienes se aprovechen perjudicando a quienes de verdad las precisan”, ha valorado la concejala, al presentar este sistema “pionero”.

En este nuevo escenario, una persona sola seguirá acudiendo como hasta ahora al comedor social, pero la novedad en este caso radica en que si la persona perceptora de la prestación no puede acudir al comedor, en lugar de recibir el equivalente del gasto en el comedor, 270 euros (9 euros de comida y cena del comedor por 30 días de un mes), esa cantidad se le cargará en la TMC para que pueda pagar con ella en el supermercado, ya que la TMC incorporará el derecho a una prestación económica de alimentación para adquirir productos de alimentación e higiene.

Esta nueva filosofía afecta sobre todo a los casos de prestaciones municipales de alimentación que se dirigen, a dos, tres o más personas. Hasta ahora, en estos casos, el Ayuntamiento abonaba el dinero. Sin embargo, a partir del próximo mes, a las unidades familiares formadas por dos miembros se les abonará un crédito 420 euros en la TMC, y de 570 euros cuando haya tres o más personas

 

Prestaciones sobredimensionadas

En este nuevo escenario, el Ayuntamiento ha aprovechado para “adecuar los importes de alimentación al gasto medio por persona en alimentación”. Hasta ahora, los importes de las prestaciones en alimentación que aplicaba el Ayuntamiento eran los que recogía la Renta de Garantía de Ingresos que concede el Gobierno Vasco para cubrir prestaciones de primera necesidad pero de diversa naturaleza (gastos farmacéuticos, de vestido…) y no solo de alimentación. La RGI concede un máximo de 612,13 euros para un miembro, 791,17 para dos miembros y 875,19 euros para tres o más. 

“Vitoria concedía solo para la alimentación la misma cantidad de dinero que Lanbide para cubrir los gastos de comida, vestido, gastos farmacéuticos y demás necesidades básicas a través de la RGI, es decir, que hasta ahora se ha venido dando un importe que superaba los gastos de alimentación”, ha valorado la edil”.

La concejala ha querido dejar claro que esta no es una cuestión de ahorro, ya que de hecho “la partida crece este año respecto al año pasado”: “No es una medida para ahorrar sino para hacer una gestión más eficaz”.

La nueva modalidad entrará en vigor a partir del próximo 3 de marzo, una vez que todo el personal de los Servicios Sociales de Base ha recibido ya la formación necesaria para trabajar con la nueva aplicación informática que permitirá cargar con dinero la TMC y que estos días prueban ya desde el Consistorio. Las trabajadoras sociales se están poniendo se están poniendo en contacto con las personas perceptoras de estas ayudas para tramitarles la TMC.

“Se trata de una experiencia piloto y si resulta satisfactoria la propuesta es que cualquier cadena de supermercados también pueda acogerse a esta modalidad”. Domaica ha desvelado que el Ayuntamiento lleva varios meses trabajando con una cadena de supermercados ya que es la única que dispone a día de hoy de la herramienta informática necesaria para desarrollar esta iniciativa.

El Ayuntamiento destinó en 2013 para cubrir necesidades de alimentación un total de 2.424.971,90 euros, incluidas las prestaciones económicas para alimentación (que llegaron a 482 unidades familiares), vales de supermercado y el comedor social. 

 

 

 

 

 

 

Share

Maroto introducirá nuevas medidas para poner más rigor, control y orden en la gestión de las ayudas sociales que gestiona el Ayuntamiento

“De manera que las ayudas sociales sean lo que deben ser, sirvan para lo que deben servir y lleguen a quienes tienen que llegar”, ha dicho el Alcalde de Vitoria

El gabinete Maroto introducirá nuevas y más medidas para aumentar el rigor, el control y el orden en las ayudas sociales que gestiona el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz, tal y como ha anunciado esta mañana el Alcalde de la capital alavesa, Javier Maroto. “El objetivo es que las ayudas sociales sean lo que deben ser, sirvan para lo que deben servir y lleguen a dónde tienen que llegar”, ha explicado Maroto. Este paquete de medidas, en el que ya trabaja el Consistorio, serán de diverso tipo y se harán públicas próximamente, según ha aclarado el Alcalde.

Al mismo tiempo, “para evitar situaciones dramáticas”, Maroto ha explicado que “el Ayuntamiento va a permitir que todas las personas que tramitaban AES puedan acercarse a la ventanilla del Ayuntamiento para solicitar ayudas municipales destinadas a la vivienda”, y cubrir de este modo el vacío dejado por el Gobierno vasco al decidir no incrementar la financiación de AES.

En este sentido, Maroto ha denunciado la actitud del Ejecutivo de Lakua. “El Gobierno vasco ha decidido que las AES se han terminado para los todos los vitorianos, y el resto de vascos, en agosto. Un hecho que muestra la falta de sensibilidad del PNV en este momento de dificultad para muchas familias. Ahora, el Gobierno vasco les da la espalda”.

Ayudas municipales

Gracias al régimen de protección social del Ayuntamiento de Vitoria, la capital alavesa cuenta con una batería de ayudas municipales destinadas a cubrir necesidades básicas: alimentación, vivienda y cuestiones puntuales de diversa naturaleza.  De ahí que el Gobierno de Vitoria, en consenso con el grupo municipal del PNV, haya decidido compensar la falta de AES con el bloque de ayudas municipales destinadas a vivienda.

Maroto ha aclarado que “el Ayuntamiento no va a hacerse cargo de las AES que no paga el Gobierno vasco, ya que son competencia del Ejecutivo de Lakua”, pero gracias al régimen de protección social del propio Ayuntamiento “ninguna familia se va a quedar tirada en Vitoria”, “de lo contrario, se producirían cientos de desahucios en nuestra ciudad”, ha matizado.

Ante el previsible incremento de personas que a partir de ahora van a solicitar ayudas municipales de vivienda para paliar la falta de AES, “el Ayuntamiento buscará recursos si es necesaria una dotación económica adicional para este bloque de ayudas”, ha explicado el Alcalde.

 

Share

Vitoria pone en marcha por primera vez un grupo de Policía Local especializado en el control de drogas en entornos escolares y de socialización juvenil

Esta iniciativa cumple, por fin, una “vieja aspiración” de familias y directores de centros educativos

La Policía Local realizó el año pasado 570 intervenciones en entornos escolares, de las que más de la mitad fueron sobre consumo de estupefacientes; a falta de contabilizar los últimos datos del 2012

TAREAS GRUPO DE ACCIÓN LOCAL SOBRE DROGAS

La Policía Local de Vitoria-Gasteiz ha puesto en marcha un grupo de 17 agentes especializados en el control de drogas en los entornos escolares y de socialización juvenil. Esta iniciativa llega tras reiteradas demandas expresadas por familias y directores de centros educativos de la ciudad, “que demostraban insuficientes las acciones de control llevadas a cabo hasta ahora”, a juicio de la concejal de Seguridad Ciudadana, Marian Castellanos. “La puesta en marcha de esta iniciativa es una vieja aspiración del departamento de Seguridad Ciudadana, que trata de responder así a la preocupación de familias y directores de centros de nuestra ciudad”, ha señalado la responsable del área.

Según las cifras aportadas por la propia concejal, a falta de cerrar los últimos datos del 2012,  la Policía Local de Vitoria realizó el año pasado 570 intervenciones en entornos de 33 centros escolares. De estas intervenciones, 322 fueron sobre el consumo de estupefacientes; el resto lo completan casos de absentismo escolar, gamberrismo… Al final, llegaron a abrirse 107 expedientes sancionadores a menores por consumo de drogas.

La misión primordial de este grupo, que funciona desde comienzos de este año, es controlar situaciones de riesgo y la oferta de drogas en los entornos educativos y de socialización juvenil; en estrecha colaboración con las familias y el resto de agentes educativos y comunitarios de proximidad. “El objetivo final es generar espacios sin drogas, seguros”, ha dicho Castellanos.

El trabajo de este nuevo grupo especializado es desarrollado por 16 agentes + un coordinador, y está basado en: el acercamiento a la población infantil y juvenil desde el prisma de la prevención proactiva; en el fomento de la comunicación y la mediación entre los agentes implicados; así como en la colaboración municipal entre departamentos y dentro del propio departamento de Seguridad Ciudadana.

Desde las seis de la mañana hasta las 22.30 horas, habrá agentes de Policía Local realizando estas tareas de vigilancia y control”, ha explicado Castellanos.

Este grupo, cuyos integrantes se han adherido de manera voluntaria, han recibido formación desde el pasado mes de octubre, a cargo del coordinador de Acción Local sobre Drogas y médico de Salud Pública del Ayuntamiento de Vitoria, Joseba Zabala, y del agente coordinador que realiza desde hace años este cometido de manera específica.

 

 

Share