Banner principal (agosto 2012)
Categorías: Notas de prensa  —  Etiquetas: , ,   —  Komunikazio Zerbitzua / Servicio de Comunicación  —  9 octubre 2017 13:54

 

 

 

 

 

 

La empresa municipal de aguas culmina la construcción de un elemento de acopio de 30.000 metros cúbicos, que funcionará la próxima semana

Las mejoras garantizarán el suministro de agua durante posibles afecciones y reparaciones durante dos días en invierno y un día y medio en verano

 Declaraciones Gorka Urtaran, alcalde de Vitoria-Gasteiz

El alcalde de Vitoria-Gasteiz, Gorka Urtaran, ha visitado esta mañana la depuradora de Araka, en la que AMVISA acaba de finalizar la construcción de un nuevo depósito de agua de 30.000 metros cúbicos de capacidad. Este elemento, cuya estanqueidad se ha probado con resultado positivo, comenzará a funcionar en los próximos días y sustituye a uno antiguo, recientemente demolido. Además, la empresa municipal de aguas espera sustituir a lo largo del primer semestre de 2019 el único depósito antiguo que queda en este entorno, de más de 35 años. Estos dos elementos se sumarán a un tercer depósito que se construyó hace menos de una década. De esta forma, tras una inversión total de 8 millones de euros, la capacidad de Vitoria-Gasteiz habrá aumentado hasta los 105.000 metros cúbicos. Gracias a estas intervenciones, quedará garantizado el suministro durante reparaciones y posibles afecciones a dos días de consumo en invierno y un día y medio de consumo en verano. Hasta ahora (y durante la sustitución del elemento más viejo), la capacidad de los depósitos de AMVISA se situaba en 75.000 metros cúbicos.

 

 

 

 

 

 

“Hemos actualizado y mejorado las instalaciones de Araka con el objetivo de garantizar el suministro de agua de una gran calidad a nuestro municipio”, ha explicado el alcalde, Gorka Urtaran. La presidenta de AMVISA, Jaione Aguirre, ha recordado que “próximamente se actuará en el depósito más antiguo” puesto que “desde AMVISA queremos trabajar con previsión y acometer mejoras constantes para que nuestras instalaciones estén siempre en buenas condiciones”. El gerente de AMVISA, Ángel Llamazares, también ha participado en la visita realizada esta mañana a Araka. Los representantes municipales también han visitado después la depuradora de Crispijana.

La capital alavesa contaba hasta hace un año con tres depósitos en Araka, dos de más de 35 años y un tercero de 9 años de antigüedad, que también se ha reforzado para asegurar su buen funcionamiento mientras se sustituía el que hoy se ha presentado. Debido al mal estado en el que se encontraban los antiguos y tras la rotura de una parte de un depósito de similares características producida en Pamplona, AMVISA decidió demoler uno de los antiguos para construir uno nuevo. Este nuevo depósito que hoy se ha presentado cuenta con 30.000 metros cúbicos de capacidad, 30 metros de alto y un diámetro interior de 60 metros.

 

 

 

 

 

 

Cuando esté en funcionamiento, por su parte, AMVISA procederá a licitar la demolición y nueva construcción del segundo depósito antiguo de Araka. Además, mediante ese proyecto también se aprovechará para construir una nave de almacén para AMVISA y la urbanización definitiva de la zona de los depósitos. La empresa municipal de aguas espera terminar estos trabajos a lo largo del primer semestre de 2019.

 

 

Share