Banner principal (agosto 2012)
Categorías: Notas de prensa  —  Etiquetas:   —  Komunikazio Zerbitzua / Servicio de Comunicación  —  15 enero 2020 13:09

Audio Miren Fernández de Landa

El servicio de Igualdad del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz ha iniciado un proceso para articular medidas de reconocimiento, recuperación y reparación de la memoria de las mujeres que han enfrentado o enfrentan violencia machista en la ciudad.

La iniciativa está recogida como objetivo estratégico en el HARA! IV Plan para la Igualdad. Para avanzar en dicho objetivo, en 2019 el servicio puso en marcha un proyecto para definir cómo recuperar la memoria de las mujeres víctimas de violencia machista en Vitoria-Gasteiz. Para ello, se han recogido, por un lado, testimonios de mujeres que han superado situaciones de violencia machista, con el objetivo de trabajar el derecho al reconocimiento y a la reparación, y por otro, debates y reflexiones de mujeres que forman parte de asociaciones feministas o entidades que trabajan a favor de la igualdad.

Finalizado el proceso de recogida de información, se ha procedido a redactar el proyecto y sistematizar las ideas trabajadas a través de un proceso interno de trabajo. También se ha trasladado los resultados y conclusiones a los departamentos y servicios municipales con competencias en la materia y en breve se procederá a su publicación en los diferentes soportes con los que cuenta el Ayuntamiento.

Ese documento pretende ser una herramienta para identificar una posible hoja de ruta en el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz en materia de reconocimiento y derecho a la reparación de las mujeres víctimas de la violencia machista. El texto asume el concepto víctima como una categoría necesaria en el marco de las políticas públicas para acceder a derechos, servicios y prestaciones. A pesar del debate existente en torno a dicho concepto por su carga negativa (revictimización, estigma, pasividad frente a la categoría de sujeto activo, etc.), la definición recogida en este documento parte de un enfoque feminista, de empoderamiento y derechos humanos, que reconoce a las mujeres que han sufrido o sufren violencia machista como sujetos titulares de derechos y protagonistas de sus vidas en el proceso de salida de la violencia, recuperación y reparación”, explica la concejala de Igualdad, Miren Fernández de Landa.

La concejala destaca que “una de las grandes ausencias en el marco legal y normativo actual es la del derecho a la reparación (indemnización, completa recuperación, satisfacción y garantías de no repetición), tanto de las mujeres víctimas de violencia machista como de la población LGTBI que sufre o ha sufrido dicha violencia. A pesar del déficit, en los últimos años se han desarrollado instrumentos que permiten ampliar el marco de actuación, superando las limitaciones del marco legal actual, y poner en marcha políticas públicas dirigidas a la restitución de los derechos vulnerados y a la reparación”.

Por ello, el Ayuntamiento ha iniciado ese proceso colectivo para el reconocimiento y la recuperación de la memoria de las mujeres que han enfrentado o enfrentan violencia machista, desde el derecho a la reparación.

En ese proceso colectivo se ha contado con diferentes grupos de discusión. Además, se han contado con testimonios directos de mujeres a título individual.

De esos grupos se han recogido varias aportaciones y propuestas a la hora de tener en cuenta los procesos y políticas públicas de reconocimiento, reparación y recuperación de la memoria de las víctimas y sobrevivientes. Las principales aportaciones realizadas por las mujeres organizadas que han participado en la dinámica señalan las siguientes necesidades:

  • Seguimiento y acompañamiento a las víctimas, que parta de una sensibilidad y formación necesaria para todas las personas profesionales de la atención social, se trate del recurso que se trate.
  • Reconocer y nombrar a mujeres referentes.
  • Crear un espacio propio, simbólico, que no permita olvidar las desigualdades y la violencia que se ejerce sobre las mujeres y que a la vez se las reconozca como parte imprescindible de esta sociedad.
  • La interseccionalidad como enfoque
  • Presencia de las instituciones, pero no desde un papel de liderazgo, si no como agentes facilitadores y de apoyo.
  • El trabajo colectivo como una herramienta imprescindible para la transformación social. Crear redes de mujeres.

 

Share