Banner principal (agosto 2012)

Álava y Vitoria-Gasteiz destinan 41.952,94 euros para las víctimas del huracán en Haití

La ayuda del FAE será gestionada por la ONGD alavesa SERSO San Viator y por los Clérigos de San Viator de Haití, que están actuando en la emergencia desde el primer momento

El Fondo Alavés de Emergencia (FAE), constituido por la Diputación Foral de Álava y el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz, ha aprobado una ayuda de emergencia para la catástrofe vivida en Haití, por importe de 41.952,94 € destinada a ayuda alimentaria y techos provisionales para las familias afectadas en varias comunidades rurales del municipio de Grand-Goâve (oeste del país).

La ayuda del FAE será gestionada por la ONGD alavesa SERSO San Viator y por los Clérigos de San Viator de Haití, que están actuando en la emergencia desde el primer momento.

El pasado 4 de octubre el huracán tocó tierra en Haití, produciendo una catástrofe humanitaria en todo el país, con un impacto mayor en la zona sudoeste. Haití es el país más pobre de América Latina, con los peores indicadores a todos los niveles. Sus infraestructuras, administración y capacidades logísticas, sanitarias, etc. son muy limitadas.

El país sufrió en 2010 una serie de terremotos que devastaron el país, seguidos de una epidemia de cólera. Las personas muertas fueron 316.000. Las consecuencias de aquella catástrofe todavía se arrastran a todos los niveles. Sin haberse recuperado de aquella catástrofe (en Puerto Príncipe, la capital, todavía hay 60.000 personas viviendo en campamentos precarios tras los terremotos de 2010), el huracán Matthew ha arrasado la costa sudoeste del país, con vientos de más de 200 kilómetros por hora y lluvias torrenciales que han anegado pueblos, destruido viviendas, cortado puentes y caminos,… Las comunicaciones han sido seriamente afectadas, especialmente la conexión por tierra entre el norte y el sur del país. En algunas zonas rurales se ha perdido hasta el 80% de las cosechas, con el riesgo de desnutrición dentro de unos meses que implica.

Algunas cifras de los daños producidos:

  • ­                     900 fallecidos.
  • ­                     2,1 millones de personas damnificadas.
  • ­                     1,4 millones de personas necesitas asistencia de emergencia.
  • ­                     175.000 personas desplazadas, con más de 230 refugios puestos en marcha en todo el país
  • ­                     750.000 personas necesitarán también ayuda humanitaria en los próximos 3 meses.
  • ­                     116.100 niños y niñas de 6 a 14 años sin escuela justo cuando iba a comenzar el curso escolar.
  • ­                     El riesgo de epidemias es extremo. Se están detectando casos de cólera (más de 200).
  • ­                     Tan sólo en los departamentos del Sud y Grand Anse hay 29.000 viviendas destruidas.

Según recuerdan desde los servicios de Cooperación, urge garantizar el suministro de agua potable, para evitar enfermedades, junto a alimentos y materiales de construcción para reconstruir al menos viviendas de emergencia. A más largo plazo también hay que temer un aumento de los casos de cólera y de desnutrición, debido a la pérdida de cosechas.

 

Share

Álava y Vitoria-Gasteiz destinan 90.000 euros para intervenciones de emergencia en Ecuador

El Fondo Alavés de Emergencia apoya las propuestas de la Asociación Solidaridad Vasco-Ecuatoriana y Misiones Diocesanas con Medicus Mundi Araba

El Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz y la Diputación Foral de Álava han activado el Fondo Alavés de Emergencia para apoyar a las personas afectadas por la última catástrofe natural sufrida en Ecuador, a mediados del mes de abril. En esta ocasión, se destinarán 90.000 euros a dos proyectos de cooperación impulsados por la Asociación Solidaridad Vasco-Ecuatoriana (ASVE) y Misiones Diocesanas (MD) y Medicus Mundi Araba (MMA).

Dada la magnitud de la catástrofe, ambas instituciones han decidido conceder en esta ocasión no una sino dos ayudas que suman entre ambas esos  90.000 euros. Y es que, según indican los servicios de Cooperación, es difícil priorizar una sobre otra, por ser ambas muy similares en su enfoque, ambas en zonas gravemente afectadas, ambas con contrapartes muy asentadas y arraigadas en terreno, ambas con relaciones profundas y dilatadas con la población afectada. Si bien, cada una tiene una especificidad: ASVE la asociación de personas migrantes ecuatorianas en Vitoria-Gasteiz, actúa en la Provincia de Manabí, en los municipios de Tosagua (zonas rurales de Tambo, Juncal, San Isidro y Calceta) y de Chone (zonas rurales de San Lorenzo y San Antonio), y MMA-MD (Provincia de Esmeraldas. Por su parte, Misiones Diocesanas y Medicus Mundi Araba tienen también una prolongada trayectoria en los cantones de Muisne, Río Verde, Parroquia Charanga y Esmeraldas.

Los fondos disponibles (90.000 euros) permiten cubrir el 75% de ambas solicitudes, asignando 45.000 euros a cada una de ellas.

Las consecuencias del terremoto que asoló en fechas recientes Ecuador, el mayor en los últimos 67 años, dejó más de 600 personas muertas, más de 8.000 heridas y de 1.700 desaparecidas. Entre 70.000 y 100.000 personas requerirán algún tipo de asistencia. Se estima que el número de fallecidos se incrementará notablemente según vayan retirándose los escombros de las casas y edificios derrumbados.

Aunque hay comunidades y pueblos en zonas rurales que están afectados y a los que no se ha podido acceder se calcula que al menos 250.000 personas han sido afectadas directamente por los terremotos.

El gobierno de Ecuador ha habilitado presupuestos y medios de emergencia, albergues provisionales y centros de acogida, ha movilizado medios de la Secretaría Nacional de Riesgos y los diversos ministerios, policía y ejército y maquinaria, pero la dimensión de los daños supera las capacidades nacionales y es necesaria la ayuda humanitaria internacional.

Share

Álava activa su fondo de emergencia por primera vez este año para ayudar a Etiopía

La Diputación Foral y el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz destinan 30.000 euros a un proyecto para suministrar agua a 13.800 personas en situación de emergencia humanitaria

El Fondo Alavés de Emergencia (FAE), integrado por la Diputación Foral de Álava y el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz, destinará cerca de 30.000 euros a proyecto para suministrar agua a los habitantes de Etiopía con motivo de la situación de emergencia humanitaria que se está produciendo es este país, que está sufriendo la peor sequía en 50 años.

Dicha emergencia, directamente relacionada con los efectos del fenómeno “El Niño”, ha obligado al gobierno del país etíope a lanzar una solicitud de apoyo humanitario. La aportación del Fondo Alavés de Emergencia responde a la solicitud de asignación de ayuda de la ONGD Adra, de Vitoria-Gasteiz, que actúa en Etiopía desde el año 2006. Su proyecto prevé el suministro de agua de emergencia, al menos un litro al agua al día para 13.800 personas durante un mes, mediante la ejecución de 38 suministros de agua y la distribución de kits de purificación. La intervención tendrá lugar en el distrito de Adadle, perteneciente a la provincia de Shebelle, en la Región Somalí del país.

El FAE se concibe como un mecanismo que permite a las instituciones implicadas brindar ayuda en situaciones de emergencia que afectan a países de desarrollo, mediante una repuesta económica rápida a entidades que cuenten con una capacidad comprobada de intervención para la emergencia concreta que se haya producido.

En este caso, la solicitud de apoyo humanitario realizado por el Gobierno de Etiopía por la peor sequía de los últimos 50 años ha quedado solapada por otras situaciones, como la crisis de los refugiados en Europa. Sin embargo, según las agencias humanitarias la prolongada falta de lluvias en esta parte del planeta ha producido efectos devastadores en la agricultura y ganadería de subsistencia y la consiguiente reducción en el acceso a los alimentos.

A consecuencia de todo ello, al menos 10,2 millones de personas, incluyendo a 6 millones de niños y niñas, se han visto seriamente afectados y en necesidad de ayuda humanitaria. Además el número de personas desplazadas internamente en Etiopía se ha visto incrementado de 505.000 a 636.000 personas debido a efectos de “El Niño”.

Se da la circunstancia de que se trata de poblaciones, principalmente constituidas por pastores, altamente superpobladas, y con gran vulnerabilidad en relación a los fenómenos climáticos.

Las instituciones vascas han aumentado su aportación al Fondo Alavés de Emergencia durante 2016. La Diputación Foral de Álava ha duplicado su contribución, pasando este ejercicio de los 50.000 a los 100.000 euros.

Por su lado, el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz aporta 120.000 euros.

Share