Banner principal (agosto 2012)

La Comunidad de Regantes de Arrato contará con una planta fotovoltaica que aporte suministro energético a su depuradora

La Junta de Gobierno Local ha aprobado esta mañana la ampliación de la concesión demanial a la Comunidad de Regantes de Arrato que le permita instalar una planta de producción de energía fotovoltaica para autoconsumo en los terrenos donde se ubica su estación regeneradora de aguas depuradas.

El suelo de propiedad municipal donde se instalará la planta energética -que no ocupará más superficie que la que utiliza actualmente la depuradora- se encuentran en el meandro del Zadorra, junto a la EDAR de Crispijana. La comunidad de regantes recoge agua residual del emisario de Crispijana y la depura, reutilizándola para riego.
El funcionamiento de esta depuradora de comunidad de regantes tiene lugar de los meses de mayo a octubre, y hasta ahora ha venido generando unos elevados costes de conexión a la red eléctrica. Al tratarse de un uso estacional que coincide con los meses de verano, la instalación fotovoltaica que se autoriza mediante la concesión del Ayuntamiento permitirá reducir considerablemente los costes energéticos en ese periodo.

Igualmente, se ha previsto que la energía producida por esta planta de energética durante los meses de “no riego” se emplee en un proyecto piloto de investigación sobre desalinización de aguas regeneradas en colaboración con un programa europeo.

 

 

 

Share

El Ayuntamiento activa la planta de tratamiento en Gardelegi para evitar que llegue lindano al Zadorra

La Junta de Gobierno ha aprobado hoy el trámite que permite el inicio de la explotación de la planta de tratamiento del lixiviado afectado por lindano y evitar así que esa sustancia llegue al Zadorra. Las obras de construcción finalizaron en julio de 2019 y una vez recibidas se iniciará la explotación de la planta.

Los controles realizados sobre la calidad del agua del río Zadorra venían poniendo de manifiesto la existencia de un foco de contaminación en los lixiviados del vertedero de Gardelegi, lo que acababa generando un vertido de la EDAR de Crispijana con presencia de isómeros de hexaclorociclohexano (HCH), uno de los cuales es el denominado lindano. Esto suponía que puntualmente se superaba la norma de calidad ambiental (NCA) para ese contaminante en el río Zadorra.

Para poder eliminar el HCH del lixiviado antiguo del vertedero de Gardelegi, se realizó un estudio sobre las diferentes alternativas de tratamiento para este contaminante a fin de seleccionar aquella que permitiera obtener los rendimientos de depuración suficientes teniendo en cuenta las características del lixiviado.

Con el objetivo de solventar la situación, el Gabinete Urtaran sacó a licitación la construcción de esta instalación, una depuradora, que permitirá tratar los lixiviados a través de un tratamiento de carbón activo y de filtros de arena. Además, el Consistorio también va a colocar en el vertedero las infraestructuras necesarias para el aforo, bombeo y conducción del lixiviado en cuestión, situado bajo tierra, hasta la ubicación de la planta depuradora.

La planta ocupa un espacio de unos 110 m2 y está situada en el interior del vertedero, muy cercana a su acceso por carretera.

Consta de un primer depósito de almacenamiento, con una capacidad de 100 m3 para la laminación de 10 horas de funcionamiento. De este depósito se bombea el lixiviado a unos filtros de arena, y de allí, el lixiviado se conduce al filtro de carbón activo (FCA) de 20 m3, con capacidad de 100 m3/h. La salida del filtro de carbón activo conecta con un segundo depósito, de capacidad 100 m3, que conectará con el colector de lixiviados.

Para proceder a iniciar la puesta en marcha de la instalación (aforo, bombeo y tratamiento) y su posterior explotación, se han incorporado esas tareas en el contrato general de explotación del vertedero, como una instalación más del mismo.

El presupuesto para el primer año de explotación ascienda a 190.792,91 €, IVA incluido.

 

 

 

 

 

Share

Una nueva tubería en el Zadorra garantizará el suministro de agua en la ciudad

Vitoria trabaja también junto a URA y el Ministerio, para hacer reformas de calado que eviten inundaciones

A través de un convenio firmado por el Ayuntamiento de Vitoria,  Aguas Municipales de Vitoria-Gasteiz (AMVISA) y la Agencia Vasca del Agua (URA), desde marzo se está construyendo en el río Zadorra una tubería de Bypass subfluvial, con el fin de disponer de una alternativa a la conducción ubicada en la pasarela de Abetxuko. Según ha dado a conocer la concejal de Espacio Público, Leticia Comerón, el objetivo es salvar uno de los puntos más débiles de la actual red de saneamiento, dado que en caso de fallar la actual tubería de la pasarela, el abastecimiento de agua quedaría interrumpido en buena parte de la ciudad. “Esta obra actúa sobre un punto crítico del abastecimiento en la ciudad, para poder garantizar que  no vamos a dejar a Vitoria sin suministro de agua”.

La obra de ejecución del Bypass asciende a 2.153.125 euros. Una inversión que corre en su totalidad a cargo de fondos del Gobierno Vasco.

Leticia Comerón ha anunciado también que el Ayuntamiento de Vitoria está trabajando en un nuevo convenio junto a URA y el Ministerio de Medio Ambiente, “para futuras intervenciones de calado en el río Zadorra con el fin de evitar inundaciones”. Entre estas actuaciones, Comerón se ha referido a la ampliación del cauce del río con la consiguiente mejora en la pasarela que une Abetxuko con la calle Aguirrelanda.

 

 

 

 

 

 

Share