Banner principal (agosto 2012)

Bomberos. Dos operarios sufren quemaduras al incendiarse la sala de calderas de unos apartamentos tutelados en la calle Juan Bautista Gámiz

Dos operarios de la empresa encargada del mantenimiento sufrieron quemaduras al incendiarse la sala de calderas de un edificio de apartamentos tutelados, en la calle Juan Bautista Gámiz, donde estaban trabajando, lo que hizo necesaria una intervención de los bomberos. El fuego fue de pequeña entidad pero generó una gran cantidad de humo, por lo que fue necesario desalojar a algunas de las personas residentes en los apartamentos.

El aviso de este incendio se recibió en el parque pasadas las cuatro de la tarde de ayer lunes. Ya en el lugar los técnicos de mantenimiento, que estaban siendo atendidos por el personal sanitario de la ambulancia por las quemaduras sufridas, les informaron que el incendio era de pequeña entidad y mucho humo, por lo tras proceder al corte de fluidos, un mando y dos bomberos sofocaron las llamas con extintores. Las tres calderas resultaron afectadas por las llamas en mayor o menor medida; tambien se produjeron daños por calor y humo en los elementos constructivos de  la estancia.

Los bomberos procedieron a ventilar el edificio y, posteriormente, se dejó acceder a las personas resdentes a sus pisos. Informaron al responsable de la empresa de mantenimiento de la instalación que los explosímetros avisaban de cierta presencia de monóxido de carbono ( 40ppm) en la sala de calderas y que no entraran a reparar nada sin equipos de medición.

Comión incendiado

Más de cinco horas necesitaron los bomberos para extinguir el incendio en camión, que afectó a la carga y a la cabeza tractora, que tuvo lugar en la AP-1, pasadas las nueve y media de la mañana de ayer.  Tanto la carga como el camión resultaron muy afectados por las llamas, que los bomberos sofocaron utilzando dos lineas de espuma, una alimentada por la autobomba y otra por el tanque.

La carga era muy variada, filtros de automoción de diferentes tipos o losas de piedra en palets, por lo que la extinción fue trabajosa y, cuando se consiguió bajar la intensidad de las llamas, se volcó sobre la cuneta para rematar la extinción.

Las abejas localizadas en la caja de una persiana en Iturrizabala fue el motivo de otra intervención de los bomberos ayer, pero no pudieron acceder al enjambre, por lo que procedieron a fumigarlas. Parte Bomberos 26-05-2015

 

 

Share