Banner principal (agosto 2012)

Vitoria-Gasteiz activa su primer Plan de Convivencia y Diversidad para convertirse en “ciudad de paz”

El alcalde Gorka Urtaran presenta las acciones estratégicas  en las líneas de Interculturalidad; Diversidad Funcional; Paz, Memoria y Derechos Humanos

 

El documento es fruto de un proceso participativo con asociaciones, personas a título individual, profesionales de diferentes ámbitos y partidos políticos

 

El alcalde Gorka Urtaran ha presentado esta tarde el primer Plan de Convivencia y Diversidad de Vitoria-Gasteiz, fruto del trabajo conjunto con el movimiento asociativo de la ciudad, personas a título individual, profesionales y partidos políticos. Vivimos en un mundo globalizado y en transformación, en el que cada día emergen nuevas realidades, nuevos contextos que hacen evolucionar los ya existentes. Vivimos en sociedades plurales, integradas por personas con formas de vida y realidades distintas, pero interconectadas. Vitoria-Gasteiz es también reflejo de ese contexto de transformación, adaptándose en el día a día a la propia peculiaridad de la ciudadanía que lo habita”, ha destacado el alcalde.

Gorka Urtaran ha recordado que el Plan de Convivencia y Diversidad “nace con la intención de ofrecer herramientas para garantizar la convivencia pacifica entre todas las personas de diferentes ideologías, culturas, procedencias, pensamientos…que habitamos Vitoria Gasteiz,  de tal manera que, desde el respeto a los Derechos Humanos, todas las personas que habitamos Vitoria-Gasteiz tengamos lugar para participar en la construcción de una ciudad común y nuestra. Estamos convencidos de que la convivencia intercultural es positiva, por eso, desde inicio de legislatura apostamos por que la ciudad recupere sus espacios de convivencia. Defendemos una ciudad en la que la equidad social no consista en eliminar las diferencias y este plan es la herramienta principal para que el Ayuntamiento gestione de forma adecuada la diversidad, garantizando la convivencia pacífica y para consolidar una ciudad de paz y memoria.

Partiendo de las aportaciones de las personas y colectivos participantes, este plan “camina hacia una Ciudad de Paz, donde cada persona importa y donde pueda desarrollar libremente sus diferentes capacidades, sin olvidarnos de que todas las personas dependemos unas de otras y estamos interconectadas”, ha destacado el alcalde.

Asumir la diversidad y gestionarla

Según ha expuesto en el encuentro de esta tarde, Gorka Urtaran ha subrayado que desde un punto de vista político, asumir la diversidad es fundamental para evitar la exclusión de una parte cada vez mayor de nuestra sociedad. Ignorar esta realidad diversa no sólo tiene repercusiones sociales, sino también democráticas porque una parte de la ciudadanía quedaría fuera de la política local”.

El plan se vertebra a través de 3 retos estratégicos, 13 objetivos y 42 acciones que abarcan las tres ramas de trabajo del servicio de convivencia (Interculturalidad, Diversidad Funcional y Paz, Memoria y Derechos Humanos). Además, el plan se coordina con el resto de planes municipales, que integran medidas específicas destinadas a los colectivos representados en el Servicio de Convivencia y Diversidad, de forma que la convivencia se destaca como un eje transversal en todos los planes y departamentos municipales. El Plan para la Convivencia y la Diversidad prevé además el establecimiento de indicadores que puedan medir y comprobar la eficacia de las acciones y estrategias consensuadas, a través de una herramienta para la visualización de los resultados alcanzados.

Respecto al documento, consta de dos partes: una teórica con un marco muy básico para entender el alcance del plan en cuanto a convivencia, diversidad y paz. En esta parte se puede encontrar también la explicación metodológica de los pasos que se han ido dando, los principios sobre los que se asienta la propuesta, el marco normativo que la ampara y el diagnóstico expresado por la ciudadanía a través de las encuestas, entrevistas y las reuniones participativas del Elkargune.

La segunda parte, más operativa, arranca con los retos del plan, de los que se desprenden las líneas estratégicas y las acciones agrupadas por objetivos específicos. Estos retos son tres y representan un camino de dentro hacia fuera, empezando por el núcleo vivo de la ciudad –Construir comunidad-, continuando por la aceptación del “otro” –Reconocernos en nuestra diversidad– y llegando al objetivo último de que la convivencia en paz sea nuestra seña de identidad, desde el respeto a los Derechos Humanos, la memoria y desde la deslegitimización de la violencia, –Hacer de Vitoria-Gasteiz una ciudad de paz-.

“Este Plan de Convivencia y Diversidad es el primer paso para poner los cimientos de una convivencia sólida e inquebrantable. Una convivencia en paz, en la que el Ayuntamiento se compromete a articular dinámicas de diálogo y escucha, colaboración e información para establecer amplios consensos y acuerdos, haciendo que nuestra ciudad se signifique como la ciudad inclusiva y comprometida que es, tal y como lo muestra cada día nuestra ciudadanía”, ha expuesto el alcalde.

Gorka Urtaran ha agradecido expresamente a todas las asociaciones, colectivos y personas que se han involucrado en la elaboración del primer Plan de Convivencia para Vitoria-Gasteiz.

Share