Banner principal (agosto 2012)

Vitoria-Gasteiz se suma al manifiesto de la Red de Ciudades por la Memoria y Justicia y lleva al Congreso de los Diputados el reconocimiento a las víctimas del 3 de marzo

Vitoria-Gasteiz se ha sumado hoy al manifiesto acordado con otros municipios integrantes de la Red de Ciudades por la Memoria y la Justicia, y con los grupos parlamentarios integrados en el Intergrupo por la Memoria y la Justicia del Congreso y del Parlamento Europeo.

 

 

Audio Nerea Melgosa

La concejala de Convivencia, Nerea Melgosa, ha trasladado al resto de participantes en el encuentro celebrado hoy en el Congreso de los Diputados el reconocimiento a las víctimas del 3 de marzo y los pasos dados en la ciudad para conservar la memoria y rehabilitar las personas que padecieron injusticias y agravios producidos por la guerra civil y la dictadura franquista.

Así, Nerea Melgosa ha recordado la red de memoriagunes creada en la ciudad, la constitución del 31 de marzo como día de las víctimas del franquismo y distintas acciones desarrolladas esta legislatura.

Además, la concejala ha dedicado buena parte de su intervención a “la herida todavía abierta en Vitoria-Gasteiz, los asesinatos del 3 de marzo, una de las mayores agresiones vividas en la historia de la ciudad. En próximas fechas recordaremos que hubo una pura y simple denegación de justicia por parte de quienes estaban obligados, también en aquella época, al esclarecimiento de unos hechos en los que hubo cinco muertos y más de un centenar de heridos, muchos de ellos por arma de fuego. Recordaremos que Pedro María Martínez Ocio, Francisco Aznar Clemente, Romualdo Barroso Chaparro, José Castillo y Bienvenido Pereda fueron asesinados por la Policía en el desalojo de una asamblea en la Parroquia de San Francisco. Bajo el convencimiento de que todas las víctimas merecen el mismo trato, que se conozca la verdad, se les trate con justicia y se repare su dignidad, desde el Ayuntamiento venimos reclamando, en distintas instancias, el reconocimiento de las cinco personas asesinadas el 3 de Marzo como víctimas y que tengan el mismo trato que las víctimas del terrorismo. Mientras la justicia no avance en el reconocimiento de las víctimas, defendemos que por lo menos el Estado les reconozca como tal y se les equipare con víctimas del terrorismo para, en cierto modo, reparar su dignidad’, ha recordado Nerea Melgosa.

A las puertas del 43º aniversario de aquellos hechos cabe recordar que en octubre de 2016 la Diputación y las Juntas Generales de Álava, por un lado, y el Ayuntamiento, por otro,  presentaron sendas querellas por los asesinatos cometidos. ‘No vamos a cejar en el intento de que los tribunales se posicionen al respecto, pero mientras llega ese posicionamiento, centrémonos en las víctimas. No se trata de buscar culpables, ni de actitudes vengativas, sino de reconocer que no hay razón alguna que justifique arrebatar la vida a nadie. Sin duda, ese reconocimiento ayudaría de manera importante a cerrar un capítulo de la historia de nuestra ciudad, que todavía siente que aquellos hechos fueron un atropello y que esas personas no debieron morir. Además, permitiría seguir avanzando en una convivencia basada en el respeto de los derechos humanos”, ha expuesto la concejala.

El manifiesto firmado esta mañana recoge los principales compromisos alcanzados:

Remover los obstáculos legislativos en los cuales se apoyan los Tribunales españoles para impedir la investigación y enjuiciamiento de estos crímenes, específicamente modificando o derogando la Ley de Amnistía e introduciendo el principio de legalidad internacional en el Código Penal.

Instar al Gobierno a que declare la nulidad de pleno derecho del Acuerdo adoptado en Consejo de Ministros el día 13 de marzo de 2015 por el cual se denegó la extradición de los imputados en la querella que se está tramitando en Argentina en virtud del principio de justicia universal, ordenándose la tramitación de la petición de extradición o, alternativamente, se proceda al enjuiciamiento de dichos imputados en los Tribunales del Estado español.

Continuar interponiendo en los juzgados del Estado español, querellas criminales por los crímenes contra la humanidad cometidos durante la dictadura franquista contra sus vecinos y vecinas.

Consolidar el municipalismo como punta de lanza contra la impunidad franquista. Preservar los avances conseguidos por las ciudades en materia de reparación democrática y de recuperación de la memoria republicana, y seguir aprobando mociones que avalen la interposición de querellas en los juzgados de primera instancias.

Share