Banner principal (agosto 2012)
Categorías: Notas de prensa  —  Etiquetas: ,   —  Komunikazio Zerbitzua / Servicio de Comunicación  —  13 septiembre 2019 12:19

 

  • La propuesta fiscal contempla actualizar en base al IPC anual un total de 40 tributos, mientras que para otros 9 se propone un incremento del 4%

La Junta de Gobierno ha aprobado el proyecto de Ordenanzas Fiscales 2020, una propuesta que contempla mantener los impuestos municipales y la mayoría de tasas y precios públicos. En concreto, se plantea una actualización del 1%, en consonancia con la evolución del IPC anual, tanto para cuatro impuestos locales (IBI – vehículos – plusvalía – IAE) como para 22 tasas (entre ellas las licencias urbanísticas, la tasa de veladores o las relativas al uso centros socioculturales) y 14 precios públicos (escuelas infantiles, escuela de música, academia de folklore,…). El tipo de gravamen del impuesto de construcciones, instalaciones y obras quedará sin cambios. Con ello se pretende armonizar la evolución de la mayor parte de tributos municipales a la evolución del gasto corriente del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz.

Para otros nueve casos se ha propuesto un incremento de tarifas del 4%. Son los correspondientes a la tasa de recogida y eliminación de residuos, la tasa de vertido y tratamiento de residuos, la tasa por servicios funerarios, la tasa de vados y reservas temporales de estacionamiento, la OTA, el precio por uso de las instalaciones deportivas, el precio de actividades y cursos en centros municipales, la tasa por el uso de determinados equipamientos y la tasa por cesión de construcciones en el cementerio. Estos nueve tributos son aquellos en los que el desequilibrio entre lo que cuesta el servicio y lo que se ingresa por tasas y precios públicos es mayor.

“Con esta propuesta tributaria cumplimos nuestros dos principales objetivos en materia fiscal: mantener los impuestos y acercar paulatinamente los ingresos procedentes de las tasas y precios públicos al coste real de los diferentes servicios municipales que ofrecemos para evitar el desequilibrio entre los ingresos y los gastos corrientes municipales, algo que compromete la situación económica del Ayuntamiento”, ha señalado el concejal de Hacienda, Iñaki Gurtubai.

Por poner algunos ejemplos, según la propuesta de tributos planteada por el equipo de gobierno una vivienda tipo para cuatro personas que no cuente con bonificaciones pagaría de media el próximo año 378,55 euros frente a los 375,03 actuales, lo que supone una actualización de 3,52 euros. Un turismo de 12 hasta 15,99 caballos fiscales (la mayor parte del censo gasteiztarra) pasaría de tributar 158,79 euros este año a 160,38, es decir, 1,59 euros más. En el caso de la OTA, se plantea para el próximo año un precio de 2,05 euros por los primeros 59 minutos de aparcamiento en la zona centro, diez céntimos más de lo que se paga actualmente. El recibo de la tasa de basuras para una vivienda con cuatro residentes de hasta 120 m2 pasaría de los 57,29 euros de tarifa actual a 59,59, lo que supone 2,30 euros más. En el caso de la cuota anual de las instalaciones deportivas municipales para una familia de cuatro miembros, dos de ellos menores de 18 años, pasará de los 207,28 euros actuales a 215,68 según la propuesta para 2020, es decir, 8,4 euros más.

Gurtubai ha remarcado el compromiso del equipo de gobierno con un modelo de fiscalidad progresiva, donde impuestos y tasas sean acordes a las mejoras que reciba la ciudadanía. También ha recordado que durante la pasada legislatura el esfuerzo fiscal por habitante pasó de 640,55 euros en 2015 hasta 620,22 en 2018. “La buena gestión económica nos ha permitido reducir la deuda municipal y ampliar el esfuerzo inversor gracias el apoyo de otras instituciones, pero como Ayuntamiento sería una irresponsabilidad prestar unos servicios cuyo coste se actualiza año tras año mientras que los ingresos directos para financiarlos no sufren cambios”, ha concluido el concejal de Hacienda.

 

 

Share