Banner principal (agosto 2012)

Políticas Sociales dedicará 12,2 M€ a la prestación del Servicio de Ayuda a Domicilio, un 29% del presupuesto del departamento

 

El proyecto presupuestario incluye las partidas necesarias para abrir el centro de mayores de San Martín y el centro de día de plaza del Renacimiento.

Jon Armentia, concejal de Políticas Sociales, Personas Mayores e Infancia, ha presentado esta mañana el proyecto de presupuesto de su departamento para 2020. “Las cuentas más sociales de la historia”, como las ha definido el edil, dispondrán de 42,6 M€, lo que supone un incremento del 2,8% con respecto al actual presupuesto y representa un 11% del total del presupuesto municipal.

“Si hay algo que diferencia a Vitoria de otras ciudades es su especial dedicación al cuidado y apoyo a las personas y a las familias. Ese apoyo lo hemos trasladado una vez más a nuestras cuentas para asistir a los sectores de población más desprotegidos, como pueden ser las personas mayores y la infancia”, ha explicado Jon Armentia.

En este sentido, el Servicio de Ayuda a Domicilio, “servicio clave para que las personas puedan desenvolverse con autonomía en su vida cotidiana y en su entorno más cercano”, ve incrementada su asignación en 1,3 M€ hasta situarse en los 12,2 M€, lo que representa un 29% del presupuesto total del departamento.

Las nuevas cuentas destinan más dinero a la gestión de los Centros Socioculturales de Mayores (3.097.986 €) para abrir el nuevo centro de San Martín e introducir mejoras de gestión en el resto de centros. Así mismo, se  abre una nueva partida de 146.000 € para la puesta en marcha del Centro de Atención Diurna de la plaza del Renacimiento.

También se incrementan los convenios con las empresas prestadoras de servicios para que puedan adaptar los sueldos de sus empleados y empleadas al convenio del sector de intervención social. Son los casos de Sidálava, que gestiona Casa Abierta, Estrada, Aterpe y pisos tutelados; Asociación Afroamericana (pisos tutelados); IRSE (piso tutelado de apoyo a jóvenes) y Clara Campoamor (pisos de acogida para víctimas de violencia de género).

Infancia y familia

En el ámbito e la infancia, el programa Bidatu incorporará un piso más para atender a familias formadas por madres con hijos e hijas entre 0 y 8 años, en situación de desprotección moderada, sin apoyo familiar ni social. Para ello se ha incrementado su asignación hasta los 226.319 €.

También suben las partidas dedicadas a los programas de Intervención en Violencia Filioparental (84.992 €), Resiliencia (286.184 €) y Valoración de Casos de Abuso Sexual (42.105 €).

Por otra parte, la propuesta presupuestaria dedica 64.500 € a la consolidación del programa Egokitzen que atiende situaciones conflictivas de separación y divorcio en las que haya una instrumentalización de los hijos e hijas por parte de sus progenitores.

De igual manera, crece la partida del Plan Local de Infancia y Adolescencia hasta los 150.000 €, lo que supone disponer de casi 60.000 € más para desarrollar las acciones previstas.

Alimentación

Otros aspectos destacados de las nuevas cuentas son los algo más de 2 M€ que se destinarán a la adquisición de productos alimenticios. Son 341.072 € más que en la actualidad “porque hemos ido incrementando el número de comidas que damos a domicilio, en los comedores de los centros de mayores y servicios de atención diurna, además de en otros recursos”, ha explicado Jon Armentia.

El comedor social de Desamparadas también recibirá más dinero, casi 30.000 € más, situándose en los 300.000 € para así poder atender las necesidades detectadas.

Share