Banner principal (agosto 2012)

El Ayuntamiento inicia el derribo interior de dos bloques de pisos en Olarizu

 

Audio Gorka Urtaran

A primera hora de la mañana de hoy el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz ha iniciado la inhabilitación de dos bloques de pisos en la zona ocupada ilegalmente en Avenida de Olarizu. Tras confirmar que esos dos portales estaban efectivamente vacíos, el Ayuntamiento ha procedido a vaciar y demoler los tabiques interiores para inhabilitar esos dos bloques. El derribo de todos los bloques, estos incluidos, se producirá una vez desalojados todo los ocupas ilegales. El teniente de alcalde Iñaki Gurtubai  y el concejal de Administración Municipal y Transformación Digital, Borja Rodríguez han estado presentes a primera hora de la mañana durante las primeras labores.

Este nuevo paso determinante, forma parte del proceso iniciado ya la pasada legislatura por el Gobierno Urtaran para acabar con el problema de ocupación ilegal. “Fue uno de mis compromisos de la pasada legislatura y, aunque es cierto que es un proceso complejo y no exento de dificultades, quiero trasladar a la sociedad gasteiztarra mi firme determinación de que no voy a parar hasta echar a los okupas”, ha destacado el alcalde.

Como se recordará, la sociedad Ensanche 21 (propietaria entonces de gran parte de las viviendas) aprobó la pasada legislatura y a propuesta del propio alcalde, la adquisición de los pisos que todavía pertenecían a particulares y sin los que no se podía acometer una actuación conjunta en esa zona contra la ocupación ilegal.

Después, la sociedad municipal acordó el derribo de esas viviendas, tal y como se había comprometido el alcalde en una reunión con las y los vecinos afectados. Ya entonces, el alcalde aseguró que “el estado en que los ocupas están dejando estas viviendas es sobrecogedor y no vamos a permitir que sigan perpetuando ese declive. Vamos a seguir actuando contra la ocupación ilegal en la ciudad, denunciando cada ocupación según se conozca,  promoviendo el  desalojo  de  los  ocupas ilegales   y  tomando  las   medidas necesarias para evitar que esas viviendas vuelvan a ser ocupadas”.

Con el traslado de la capacidad de decisión al Equipo de Gobierno, y no dependiente de las sumas de mayorías de la oposición en el consejo de Ensanche 21, en la nueva legislatura el proceso ha seguido avanzando a mejor ritmo. Tras aprobar el  procedimiento para la recuperación de oficio por parte del Ayuntamiento de la posesión de las viviendas para posibilitar el desalojo,  el último paso se materializó en fechas recientes con el inicio del expediente para recuperar los pisos, una vez finalizadas las identificaciones de los ocupas ilegales.

 En estos momentos esa parte del procedimiento se encuentra en  el plazo de diez días hábiles que legalmente se les ha dado a las personas notificas para que aleguen lo que estimen oportuno en defensa de sus intereses.

 

Share