Banner principal (agosto 2012)
Categorías: Notas de prensa  —  Etiquetas: , , ,   —  Komunikazio Zerbitzua / Servicio de Comunicación  —  21 octubre 2015 14:00

– El alcalde y el consejero de Empleo y Políticas Sociales visitan el edificio y destacan que la colaboración de las instituciones con los propietarios es el camino para lograr la regeneración urbanística y social de los barrios de toda la vida

– Además de los propietarios, el Gobierno Vasco, el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz y la Unión Europea han financiado el proyecto.

El alcalde de Vitoria-Gasteiz, Gorka Urtaran, y el consejero de Empleo y Políticas Sociales del Gobierno Vasco, Ángel Toña, han visitado hoy un bloque de viviendas, compuesto por tres portales, en el barrio Zaramaga, cuya rehabilitación integral permitirá a sus propietarios ahorrar un 70% en el gasto de calefacción y agua caliente sanitaria. Las obras han sido posibles gracias a la aportación del vecindario, con ayudas económicas procedentes del  Ayuntamiento gasteiztarra, la Administración vasca y la Unión Europea.

En su visita al edificio ubicado en los números 2, 4 y 6 de la calle Cuadrilla de Laguardia -acompañados por la viceconsejera de Vivienda, Covadonga Solaguren, y el director general de Visesa, Marcos Muro-, Gorka Urtaran y Ángel Toña han destacado que la colaboración de las instituciones con los propietarios es el camino adecuado para lograr buenos resultados en la regeneración urbana y social de los denominados “barrios de oro”, los barrios de toda la vida.

El 42% del parque residencial de Euskadi es anterior a 1961. En Vitoria-Gasteiz, del total de 116.000 viviendas edificadas, 60.000 son anteriores a 1980. Ello implica que muchas de ellas no cumplan los criterios mínimos de eficiencia energética. Igualmente, otra carencia importante del parque residencial es la deficiente accesibilidad y que un número significativo de viviendas carezca de ascensor. En concreto, más de 14.000 pisos se encuentran en esta situación en la capital vasca, un 12% del total.

El Gobierno Vasco, a través del Departamento de Empleo y Políticas Sociales, impulsa la renovación de edificios mediante varias líneas de ayuda dirigidas a las comunidades de vecinos y a los particulares que desean acometer obras de rehabilitación y accesibilidad en sus respectivas viviendas (Plan Renove).

Por su parte, el Ayuntamiento también ofrece ayudas gestionadas a través de Ensanche 21. Las ayudas han cubierto en parte la instalación de tres ascensores, obras en la fachada, en la cubierta, en la carpintería, en el aislamiento forjado sanitario de las viviendas en planta baja, el cambio de las calderas individuales, la instalación de paneles fotovoltaicos en la cubierta, las acometidas eléctricas, etc.

Las ayudas públicas han ascendido en este caso a casi un millón de euros, 882.826 euros son ayudas concedidas a fondo perdido (206.695 euros procedentes del Ayuntamiento, 559.308 euros del Gobierno Vasco y 116.785 euros procedentes de la Unión Europea, a través de Visesa) y 63.962 euros de ayudas a la financiación. El coste global de la rehabilitación, dirigida por los arquitectos Ramón Ruiz Cuevas e Ismael Martínez, ha ascendido a 1,3 millones de euros y en ella se han visto implicadas 30 viviendas,

Este ambicioso proyecto de rehabilitación integral se puso en marcha en 2011. Cuatro años después ha visto la luz gracias a la perseverancia de sus promotores y al apoyo de las instituciones. Para conseguir el máximo ahorro de energía ha sido necesaria la renovación total de la envolvente del edificio, hasta ahora una fachada de ladrillo caravista sin ningún tipo de aislamiento. La escasa protección del edificio originaba constantes problemas de condensación y deficiente calidad de ambiente interior. “Las instalaciones térmicas eran individuales y, aunque variaban considerablemente entre los distintos vecinos, en general eran poco eficientes y con altos consumos energéticos”, ha explicado Marcos Muro, quien también ha afirmado que la obra realizada reportará a sus vecinos un ahorro en calefacción y agua caliente sanitaria del 70% aproximadamente. El proyecto ha supuesto una drástica mejora en la certificación energética de ‘clase E’ a ‘clase A’.

Igualmente se ha incorporado un sistema de ventilación mecánica con recuperador de calor y la mejora de las instalaciones térmicas con la instalación de calderas de condensación. Además se ha incluido una instalación fotovoltaica de 3,6 kW, cuya producción se destinará al autoconsumo disminuyendo el consumo eléctrico de la comunidad. Esta instalación supondrá para la comunidad un ahorro adicional en electricidad y cubrirá buena parte de los consumos de ventilación e iluminación de la misma. En el interior de las viviendas se han rebajado los techos de los pasillos para la instalación de circuitos de impulsión y extracción. La rehabilitación del bloque de Cuadrilla de Laguardia Zaramaga ha sido calificado como “edificio demostrativo” dentro del proyecto europeo PIME´s.

En opinión del consejero de Empleo y Políticas Sociales, la actuación acometida en Zaramaga “ha sido ejemplarizante, tanto por los ambiciosos objetivos energéticos que se han marcado, como por la colaboración del vecindario en todas las fases de la obra”.

Por su parte, el alcalde ha señalado que esta rehabilitación constituye un referente para las actuaciones que van a acometerse durante esta legislatura en la ciudad consolidada. “El caso de Coronación va a ser un buen ejemplo en el que van a poder verse los frutos de esa política consistente en evitar el consumo de suelo y dedicar todos los esfuerzos a mejorar lo que ya tenemos. Solo así se conseguirá la regeneración, tanto social como urbanística, que necesitan estos barrios, verdadero corazón de la ciudad”.

Gorka Urtaran ha puesto de manifiesto su apuesta por conseguir barrios más sostenibles, eficientes y cómodos para las personas que viven en ellos, especialmente las mayores. “En este tipo de actuaciones se plasman de forma clara las ventajas de la triple sostenibilidad: medioambiental por las mejoras en la eficiencia energética, económica porque se activa el tejido empresarial local y se crean puestos de trabajo, y social porque mejora ostensiblemente la calidad de vida de sus habitantes”, ha concluido el alcalde.

Share